Dos municipios de Bolivia están afectados por el volcán Ubinas


Juan Chacolla, subgobernador de la provincia Gral. José Manuel Pando de La Paz, informó hoy que los municipios Santiago de Machaca y Catacora que se encuentra en la frontera con el Perú, fueron afectados por las cenizas del volcán Ubinas y piden ayuda humanitaria para enfrentar los daños que provocó la humareda. 

La autoridad dijo que ambos municipios se encuentran muy afectados ya que tanto los pastizales como el agua para los animales fueron contaminados por las cenizas y los niños empezaron a sufrir malestares.

"Estamos preocupados de la salud de las familias, los niños ya estaban con síntomas de malestares estomacales, con diarreas, también irritaciones de ojos tanto los seres humanos como los animales", explicó Chacolla a ANF 

De la misma manera la autoridad afirmó que estas dos comunidades que viven del ganado camélido reportaron malestar en sus animales por el consumo de alimentos contaminados. 

"Nosotros estamos preocupados por el ganado donde hay malestar, ya que hay comunidades que tienen bebederos donde ha caído la ceniza entonces los animales van bebiendo eso y también la ceniza polvorienta ha cubierto los pastizales, los animales van pastando y están enfermando". 

Chacolla afirmó que el presupuesto que manejan estos municipios para este tipo de emergencias es muy poco y solicitó ayuda humanitaria de las autoridades. 

"No abastecemos con medicamentos, porque son municipios pequeños que no tienen presupuesto para estas emergencias, entonces lo que estamos pidiendo inmediatamente es la ayuda humanitaria que nos puede hacer tanto el gobierno central como el ministerio de Salud y la Gobernación para que podamos ayudar a las familias damnificadas", manifestó Chacolla.

Ambos municipios necesitan en este momento, barbijos, agua, medicamentos para las familias afectadas y forraje para el ganado, además de personal médico que pueda atender a la población de los malestares ocasionados por la humareda de ceniza. 

El volcán Ubina, ubicado en el municipio de Moquegua en Perú, entró este viernes en etapa de erupción, cuyas explosiones provocaron una columna de 5.800 metros de altura. La ceniza se esparció unos 250 kilómetros hacia el sudeste, pasando por el lago Titicaca y Mazocruz, en Puno, hasta llegar a Bolivia. 

El director del Instituto de Investigación Geográfica (IIGEO) en Bolivia, Javier Núñez, informó que las cenizas habrían llegado incluso hasta la ciudad de El Alto pero que los municipios más afectados son estos dos municipios. "Las zonas más afectadas son las limítrofes con el Perú", afirmó. 

Recomendó a los pobladores utilizar barbijos, y lentes para protegerse del aire contaminado, ya que puede provocar infecciones respiratorias o estomacales.

Las explosiones en las últimas horas en el volcán dejaron más de 1.300 afectados en el sur de Perú, donde el presidente del país, Martín Vizcarra, anunció la declaración de emergencia en varios distritos.

El Instituto Geofísico del Perú informó de que hubo tres explosiones volcánicas con magnitudes de 5,8, 5,3 y 4,1 en el Ubinas, que lanzaron ceniza y gases hacia el este y sureste.

El incremento de actividad del volcán, el más activo del país, se produjo tras varios días en los que las autoridades detectaron fumarolas y emisiones de gases en la cráter de la montaña, a más de 5.300 metros de altitud.

La ceniza emitida por el volcán, que comenzó a lanzar gases el pasado 17 de julio, alcanzó una altura de más de cinco kilómetros sobre el cráter. 

La humareda del volcán continúa en actividad según registraron los satélites.

//Los Trompos//